Páginas vistas en total

domingo, 7 de junio de 2015

Respira bien



Continuando los posteos anteriores sobre inducir a la calma y respirar, expongo dos técnicas para practicar que son beneficiosas para la salud si lo hacemos cada día:

Supónte que vamos a practicar ante el ordenador, observando esta fotografía. La espalda recta y las manos juntas como en oración, con los dedos pulgares a la altura cada uno de los orificios nasales. Cerramos la mano derecha y con la otra cubrimos el puño ( para poder ver la foto). La yema de los dedos van a tapar cada orificio, porque apretar el costado para que no entre o salga el aire molesta las paredes de las fosas nasales. . La yema del pulgar derecho tapa el orificio derecho y respiramos por el otro. Profundo como ir llenando el estómago primero y que el aire sube de allí para arriba. Tapamos el orificio izquierdo y soltamos el aire por el derecho. Haciendo fuerza al terminar con la pared estomacal como expulsando lo que queda. Aspiramos por derecha, tapamos y soltamos por izquierda. Y así... en el acto de tapar se crea un instante en que retenemos el aire. Podemos hacerlo unas 24 veces. Si aspiramos por uno, tapamos y soltamos por el otro. Cuando vamos por la mitad del ejercicio tratamos de normalizar la respiración. Lo hacemos profundo pero no exagerando.




Fotografía

BHAVNA PATEL



Esta otra técnica también induce a la concentración mental:
Respiramos contando imaginablemente un, dos, tres, cuatro. Retenemos el aire contando hasta siete. Y soltamos con impulso, como soplando con la boca contando hasta ocho.
4 - 7 - 8

Para comenzar hay que ser prudentes y practicar no mas de 10 respiraciones. Luego vamos incorporando mas a través de los días. Al respirar es bueno actuar como si fuéremos llenando el estómago primero con el aire y de allí subiere inmediato para llenar el pecho.

Esta mañana miraba por mi ventana mientras respiraba: 














No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada